Fallece criminal de la dictadura que cumplió solo tres años de presidio por su crimen.

0
442
Nicanor Moyano Valdés. comerciante asesinado en noviembre de 1973 por carabineros.

El ex suboficial de Carabineros, José Luis Guzmán Sandoval, que asesinó brutalmente en noviembre de 1973 al comerciante Nicanor Moyano, falleció a los 73 años y solo habiendo cumplido 3 años de los 6 a los que fue condenado como violador de Derechos Humanos.

El criminal que cumplía su condena en el penal de Punta Peuco, falleció producto de un cáncer terminal, señaló el abogado y fundador del colectivo pinochetista Fuerza Nacional, Raúl Meza, el que además dijo que el violador de DD.HH. que solo había cumplido la mitad de su corta condena, había solicitado un indulto al Presidente Piñera por su enfermedad, el cual había sido denegado.

El crimen de lesa humanidad de José Luis Sandoval.

En 2016 fue la Corte Suprema la que confirmó el crimen de Sandoval, junto a otro Carabinero, en Noviembre de 1973 en contra del comerciante Nicanor Moyano, al cual asesinaron de disparos para luego arrojar su cuerpo a un río, cuerpo que no fue jamás encontrado.

El fallo del máximo tribunal estableció;

“El día 10 de noviembre de 1973, Nicanor Moyano Valdés concurrió a la Tenencia de Carabineros de Chile, de la comuna de Gorbea, a fin de cumplir con la obligación de firma semanal impuesta el 22 de octubre de ese mismo año, por la Fiscalía Militar del Regimiento de Infantería N° 8, Tucapel, de Temuco. Al llegar a ese lugar y luego de un intercambio de palabras con Patricio Horacio Burgueño Robles, Teniente de la unidad policial de la comuna de Gorbea, Moyano Valdés quedó detenido por orden de éste en dicho recinto policial. Posterior a esta detención, un grupo conformado por el Oficial de Carabineros ya mencionado y los Carabineros Fidel Osvaldo Freire Ovando y José Luis Guzmán Sandoval, del mismo cuartel policial, condujeron al detenido Moyano Valdés hasta el puente “Salinas” que cruza el Río Donguil, de la mencionada comuna, en el cual procedieron a disparar sus armas de servicio en contra de Moyano Valdés, ejecutándolo, cayendo su cuerpo a las aguas de ese río”.

“Al no tener noticias de Nicanor Moyano Valdés, la familia acudió a la Tenencia de Carabineros de Gorbea, a objeto de solicitar información sobre éste, indicándoles que no se habría presentado a cumplir con la medida de firma semanal impuesta por la Fiscalía Militar. Por lo anterior, la familia se dedicó a su búsqueda, encontrando el cuerpo sin vida varios días después en la ribera del Rio Donguil, específicamente en el lugar denominado Puente Salinas. De lo anterior dieron cuenta a Patricio Horacio Burgueño Robles, quien les sugirió regresar a su domicilio ya que él y su personal se encargarían de la situación”.

“Dicho Teniente, junto al personal que participó en la ejecución de Moyano Valdés se trasladó en horas de la madrugada hasta el lugar indicado por los familiares y procedieron a sacar el cuerpo de la víctima de las aguas, subirlo al vehículo utilizado en sus labores, llevarlo hasta el río en el cual desembocaba el Río Donguil y finalmente lanzarlo a su cauce. Luego, concurrieron hasta el domicilio de los familiares de Moyano Valdés a fin de que los acompañaran hasta el lugar donde ellos habían visto el cuerpo y así hacerles creer que habían buscado el cadáver, pero éste ya no estaba”.

Fuente Pjud.cl

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here