La “letra chica” en proyecto de sala cuna universal.

0
167
Tomada de El Desconcierto

El nuevo proyecto anunciado por parte del Gobierno de Sebastián Piñera, la denominada ley de Sala Cuna Universal, contiene una “letra chica” que amarra el acceso al beneficio a estar cotizando en las AFP dejando así en la incertidumbre a los trabajadores y trabajadoras independientes además de no responder a una lógica de derechos de la niñez si no que traería de vuelta el “copago” e impondría una visión de “guarderías” y mala educación inicial a los niños y niñas.

Si bien el proyecto plantea que puedan acceder al beneficio tiene un pequeño detalle, y es que deben haber cotizado obligatoriamente en las AFPs a lo menos por seis meses de los últimos doce, ya sea continua o discontinuamente lo cual ya es alertado como una nueva forma de legitimar la ya precariedad laboral existente en el país.

Otro de los puntos que ha sido cuestionado del proyecto es la vuelta a un sistema de “copago” explicándolo Educación 2020 de éste modo; 

“El proyecto contemplaría como beneficio la entrega de $245.000 mil pesos por niño y niña para acceder al beneficio de sala cuna. Sin embargo, y a modo referencial, a nivel nacional el costo promedio de las sala cuna privadas es de $301.298 pesos por niño o niña, y no hay ninguna región del país donde los aranceles sean menores a $274.000. Esta diferencia, en la práctica, restituye el copago por parte de las familias, segregándolas según su capacidad económica. Nos parece inaceptable no tan solo retroceder en inclusión educativa, sino además profundizar la exclusión desde la edad más temprana, etapa privilegiada para que los niños aprendan a convivir entre diferentes niveles sociales, etnias y condiciones de discapacidad.”

También se ha cuestionado la lógica del proyecto por no ser pensado desde los derechos del niño, niña al hacer depender el acceso a la sala cuna de la situación laboral de los padres, sumado a la falta de educadoras parvularia (Chile presenta la peor proporción de adulto por niño de la OCDE, llegando a 23 párvulos por educador cuando el promedio no supera los 14) que afecta una entrega de educación inicial de calidad y transforma a las salas cuna en meras “guarderías”.

Fuente; Cooperativa – Educación2020

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here